Parque Nacional de Ordesa, Pirineos y Sierra de Guara

Archive for 18 marzo 2009

Desde el Garmo Negro

Posted by Pedro A. Martín en 18 marzo 2009


El pase de diapositivas requiere JavaScript.

1-“Pondiellos”

2-“Bachimaña”

3-“Collado Pondiellos”

4-“Picos del Infierno”

5-“Tote en Garmo Negro”

Fotos: max

Anuncios

Posted in Fotos, Fotos montaña | Etiquetado: | 2 Comments »

“Lago de Marboré”

Posted by Pedro A. Martín en 16 marzo 2009


El pase de diapositivas requiere JavaScript.

1-Lago de Marboré

2-Cilindro (Al fondo Monte Perdido)

3-Lago de Marboré (Al fondo Astazú)

4-Cilindro

5-Monte Perdido (Cara Norte)

6-Lago de Marboré

7-Lago de Marboré (Al fondo collado Astazú)

8-Lago de Marboré

Fotos: max

Posted in Fotos montaña | Etiquetado: | Leave a Comment »

Expolio en Huesca. Un yacimiento del Neolítico, convertido en pesebre.

Posted by Pedro A. Martín en 12 marzo 2009


Rosa M. Tristán (El Mundo)

Aragón denuncia el destrozo de la Cueva de Chaves por sus propietarios

Habían aparecido importantes restos de hace más de 8.000 años.

Convertida en un pesebre para la fauna de la zona. Así ha acabado la Cueva de Chaves, del municipio de Casbas (Huesca), uno de los tres yacimientos de Neolítico más importantes de España y el más rico de todo Aragón.

Todo el sedimento de hace más de 8.000 años, que desde 1984 excavaba un equipo de paleontólogos y arqueólogos, ha sido totalmente arrasado por la empresa propietaria de la finca, FIMBAS S.A. En total, hasta tres metros de tierra y piedras han sido removidos de su lugar.

El Gobierno de Aragón, a través de la Dirección General de Patrimonio Cultural, ya ha denunciado ante la Fiscalía lo que se califica de ‘expolio’, pero la desolación cunde entre los investigadores, que habían encontrado en el interior cantos pintados de hace ocho milenios, un enterramiento de hace casi 8.000 años, numerosas piezas de cerámica y 12.000 fósiles de ungulados.

Además, en sus niveles inferiores hay restos del Paleolítico, aunque no se cree que se hayan dañado en la masacre.

El destrozo del yacimiento, que está dentro de una finca vallada, fue descubierto por Vicente Baldellou el pasado 2 de marzo. Baldellou, además de director del Museo de Huesca, es el arqueólogo que excavaba en la Cueva de Chaves desde 1984. “Ha sido uno de los disgustos mayores de mi vida. Fui allí a enseñar el yacimiento a un catedrático de Valencia y nos encontramos que habían vaciado el depósito, hasta llegar al suelo firme. Las piedras que habían caído del techo, las habían sacado para hacer una represa para que beban los animales. En la cueva, a la que ahora puede entrar un coche sin problemas, han puesto un abrevadero de madera“, explica acongojado.

“Tantos años de trabajo buscando datos nuevos, y lo han destruido de un plumazo”, se indigna el investigador.

Inmediatamente, Patrimonio Cultural envió a sus técnicos para evaluar los daños e interponer la denuncia. Jaime Vicente, director general del organismo aragonés, recuerda que Chaves estaba protegida: “Tiene protección como yacimiento arqueológico y por estar en el entorno de las cuevas que tienen pinturas rupestres [Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO]. Además, todos los años se pidió a la empresa autorización para excavar. De hecho, iniciaron las obras un mes después de que se fueran los investigadores, en 2007, así que no pueden alegar desconocimiento”.

Piezas interesantes. Así lo cree también Pilar Utrilla, catedrática de Prehistoria de la Universidad de Zaragoza: “No hemos excavado ni 100 de los 3.000 metros cuadrados de la cueva y ya habíamos encontrado piezas muy importantes, sobre todo del Neolítico. Yo trabajé los niveles de Paleolítico hasta 1998, los más interesantes de todo Aragón. Pero en el Neolítico fue un lugar de habitación que irradiada a toda Huesca. Como estaba vallada, pensábamos que estaba bien protegida, pero no ha sido así, han sido sus dueños quienes han acabado con ella”.

Lo cierto es que la finca en cuestión ya había sido denunciada por los daños en el entorno que causaban las obras que realizaban sus propietarios, que la explotan como coto de caza desde que compraron el término municipal de Bastarás (hoy perteneciente al término de Casbas).

Dentro del vallado, según Ecologistas en Acción, hay 1.500 hectáreas del Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara y corta también un camino real. «Eso no ha impedido que FIMBAS S.A. haya hecho represas, desmontes y roturaciones que ya denunciamos en el año 2006 y dieron lugar a que se abrieran dos expedientes. Pero el Gobierno puso sanciones ridículas y estamos seguros de que aquéllo fueron los inicios de este desastre en Chaves», asegura Chus Ferrer, de esta organización.

Una de las multas que tuvo que pagar la empresa, por parte de la Confederación Hidrográfica del Ebro, fue de 1.500 euros. «Es menos de lo que les costó alquilar una hora las máquinas que estaban utilizando», se queja Ferrer, quien no descarta que se convoquen actos de protesta.

Desde Patrimonio Cultural, Jaime Vicente prefiere no entrar en las responsabilidades medioambientales, pero ya ha enviado dos cartas (al Ayuntamiento de Casbas y a FIMBAS S.A.) para que expliquen si existía una licencia de obras. «Además, hemos pedido que no retiren los escombros que sacaron de la Cueva, para ver si es posible recuperar aún algunos objetos o datos de interés sobre las poblaciones que la habitaron», añade.

Vicente reconoce a EL MUNDO que la Ley de Patrimonio permite expropiar el yacimiento, pero que no es una posibilidad que se contemple en estos momentos: “Lo que hay que hacer es obligar al propietario a no destruir; no se trata de expropiar para garantizar la protección. Eso sí, estaremos vigilantes para que no se produzcan más destrucciones, lo que sería sangrante”.

La denuncia de su departamento ante la Fiscalía no ha impedido que la Asociación de Acción Pública para la Defensa del Patrimonio Aragonés (Apudepa) haya exigido “responsabilidades políticas” por “la falta de control y vigilancia de Dirección General”; porque la Cueva de Chaves no estuviera aún catalogada como Bien Cultural de Aragón; y por «la inutilidad de figuras de protección como la del Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara, cuyos responsables también deberían asumir sus responsabilidades».

Acción judicial. Vicente Baldellou, por su parte, explica que, además de vaciarla, también ha sido modificada la entrada de la Cueva, que tiene 30 metros de alto por 60 de ancho, de modo que uno puede meterse hasta dentro con un vehículo. “Como las gentes del Neolítico a veces hacían cubetas y enterraban objetos, igual algunas han sobrevivido al desastre, pero es el chocolate del loro en un yacimiento en el que habíamos excavado sólo un 10% en más de 20 años. Sólo queda esperar la acción de la Justicia”.

Baldellou y Pilar Utrilla, tiene numerosas publicaciones científicas sobre los hallazgos en Chaves. Localizada en el municipio abandonado de Bastarás y al pie del Pico de Guara, la cueva está abierta en la vertiente sur de la Sierra, por lo que está al resguardo del viento frío y seco. Ello, según los paleontólogos, propició que los humanos se beneficiaran de un microclima. El yacimiento estaba en 110 de los 225 metros que tiene de recorrido. “Un lugar ideal como hábitat desde hace más de 8.000 años por ser un espacio seco, soleado y amplio”, dicen. Ahora, ha sido limpiada a conciencia para disfrute de los corzos.

___________________________________________________

El yacimiento neolítico de la cueva de Chaves, arrasado y convertido en pesebre.

Posted in Denuncia, Guara | Etiquetado: | Leave a Comment »

Un paraíso legal en el corazón de la sierra de Guara

Posted by Pedro A. Martín en 8 marzo 2009


Mariano García (Heraldo de Aragón)

Objeto de numerosas denuncias, expedientes y sanciones, el coto de Bastarás, en Huesca, lleva casi tres décadas en el ojo del huracán.

Hace casi dos años, un informe del Justicia de Aragón aseguraba que el vallado del coto de Bastarás (Casbas, Huesca), atraviesa cauces, zonas de servidumbre y de dominio público de varios barrancos; que ocupa terreno de monte público dentro del Parque Natural de la Sierra y de los Cañones de Guara; y que interrumpe el paso de un camino real. Por si esto fuera poco, se han interpuesto denuncias por la tala de árboles para hacer pistas forestales, por construir balsas o, más recientemente, por traer de forma irregular varias decenas de arruis (cabras del Norte de África muy apreciadas por los cazadores pero nunca vistas, como es de suponer, en la sierra de Guara).

“Cada pocos meses hemos ido allí para investigar alguna denuncia”, asegura un agente del Seprona. “Los han denunciado cientos de veces, pero siguen haciendo su santa voluntad”, subraya Pascual Latorre, alcalde de Casbas, donde se integra actualmente el antiguo termino municipal de Bastarás.

El último episodio de esta larga lista ha sido la destrucción del yacimiento de la cueva de Chaves, uno de los mejores de España en el periodo neolítico. La Dirección General de Patrimonio ha puesto el caso en manos de la fiscalía, pero hay muchos que dudan de que la medida vaya a resultar efectiva. El coto parece estar en una especie de ‘paraíso legal’. O los expedientes iniciados se disuelven en el aire, o los dueños de la finca satisfacen puntualmente las sanciones económicas y siguen como si nada.

La resolución del Justicia de Aragón, con fecha del 4 de junio de 2007, en la que sugería al Departamento de Medio Ambiente y al Ayuntamiento de Casbas que hicieran lo posible para que se recuperaran los montes y el dominio público viario no han supuesto tampoco ninguna novedad. “Nuestra capacidad de actuación es muy limitada -aseguraba ayer Latorre-. Somos un pueblo pequeño y con recursos limitados. Por eso pedimos amparo a la DGA”. Fuentes del Departamento de Medio Ambiente aseguraban ayer que en los últimos meses se estaba trabajando en una posible permuta de terrenos con los propietarios para solucionar así una situación enquistada.

Pero, ¿quién es el dueño del coto? Documentalmente, pertenece a la empresa FIMBAS, S. A., con sede en Madrid, y con cuyos responsables intentó ayer en vano hablar este periódico. En Casbas se comenta que el coto es de un empresario de León, vinculado a la minería y con muchísimo dinero. Y hablar de minería en España es hablar de Victorino Alonso, que casualmente es leonés, y que posee un imperio creado a base de recuperar explotaciones en crisis y hacerlas viables.

Se sabe que Alonso es muy aficionado a la caza. De hecho, hace un par de años le disputaba a Abelló la compra de una finca de 8.000 hectáreas entre Portugal y Cáceres. Y se da la circunstancia de que como administrador único de FIMBAS, S. A. aparece Antonio Francisco de la Fuente Vidales, que ha sido directivo, administrador y apoderado de varias compañías del grupo de Alonso. De la Fuente Vidales es también el administrador único de Flogemar, S. L., sociedad propietaria del coto Rivera Baja en Zarza la Mayor (Cáceres). El coto fue denunciado a principios de 2006 por importar ilegalmente antílopes indios.

Posted in Denuncia, Guara | Etiquetado: | 3 Comments »

 
A %d blogueros les gusta esto: